Una tele en la cocina

Hasta ahora pensé que nunca pondría una tele en la cocina. Pensaba que antes quitaba la televisión del salón, que ponía otra en la cocina, una cosa bastante común en algunas casas.

Pero claro, aún no había visto este maravilloso Kitchen tecnology center. La empresa pandigital propone una televisión destinada a ser la joya de la cocina. Olvídate ya de la Thermomix, lo que mola es esto.

El Kitchen Technology Center, que es el nombre que le han dado  al producto, es una televisión LCD dotada de todas las funciones multimedia al uso, entre ellas conexión a Internet, y una base de datos de recetas cargada en el sistema, aprovechando la memoria interna de 512 MB, un poco justo para imágenes, por lo que lee los principales formatos de memory card, ya que dispone de un 6-in-1 media reader que soporta SD, XD, Memory Stick, Memory Stick Pro/Memory Stick Duo, Compact Flash y MultiMediaCard, casi nada.

Esto os permitirá ver fotos de por ejemplo las últimas vacaciones, o de los platos que has fotografiado en el último restaurante en el que has estado, (quizás esto lo hago solo yo), mientras comes o preparas comida.

Gracias a la conexión a internet, nos abre contenidos como pueden ser las fotos de Flickr o Picassa, los vídeos de youtube, o cualquier página o blog de recetas. Lo que debe molar ver 3o4aldia.com en esta pantalla, de pensarlo se me pone la piel de gallina

Además es una tele, por lo que también podéis ver el programa de Arguiñano, o uno de Jamie Oliver, en el canal cocina.

Desde un punto de vista más técnico, decir que es una "High Definition TV" de 15 pulgadas, con una resolución de 1280x720, y es además HD-ready resolution, con entrada HDMI.

Está previsto que salga en USA ya, (anunciado para agosto 2008).
El precio, solamente 400$, que si nos respetan el cambio, cosa que últimamente no suele ocurrir, son alrededor de 250€.

1 comentario:

Anna dijo...

Interesante chisme! Pero sigo pensando que la cocina no es lugar para una tele.
Y, por cierto, no eres el único que se lleva la cámara al restaurante...
Hasta pronto!

Publicar un comentario en la entrada