Pan de olivas y romero

Mi empresa está cambiando. Cuando todo los gurus de gestión empresarial aconsejan estructuras ágiles, poco jerarquizadas, que permitan aprovechar todo el talento de toda la gente, y poder así reaccionar con rapidez a los cambios y las exigencias de los mercados, y de la sociedad en general, en la empresa en la que trabajo se está limitando a la gente, y se les están quitando responsabilidades y capacidades de decisión.

Al paso que vamos, pronto tendremos que pedir permiso para ir al lavabo, como en el colegio. Difícil de entender en una empresa que trabaja en temas ligados a la Innovación.

Hoy un grupo de personas, cambiaba de área, y con ello de ubicación. Para despedirlos, a la hora de comer hemos organizado un pequeño aperitivo, una fiesta de "hasta luego". Las directrices del aperitivo eran: que cada uno prepare o compre una cosa. Al final no ha sido un aperitivo, ha sido una comida, en la que cada uno ha hecho lo que sabía y podía hacer, coordinada pero libremente, un ejemplo más de trabajo en equipo eficaz.

El equipo en el que trabajo, tiene talento unido a capacidad de trabajar en equipo y además ahora veo que sabe automotivarse. Espero que los cambios que están habiendo, no destruyan este clima tan fructífero, y esa capacidad de superación.
Para el aperitivo yo he hecho un pan-focaccia de olivas y romero.

Ingredientes
500 gr. de harina
20 gr. de levadura prensada
250 ml. de agua
100 ml. de aceite
1/2 cuchara de azúcar
1/2 cuchara de sal
Un poco de romero fresco
Unas aceitunas verdes
Preparación
Precalentar el horno a 200 grados, con un pequeño recipiente con agua en su interior (sobretodo mirad que aguante el calor).

Para hacer la masa del Pan, yo he utilizado la ThermoMix pero no es necesario, se puede hacer a mano, solo que costará un poco más.

He empezado calentado el agua a 37 grados, y disolviendo en ella la levadura y un poco de harina, con la ThermoMix he puesto 37 grados, velocidad 2, Tiempo 2 minutos. Luego he añadido el aceite, y poco a poco el resto de la harina, aumentando la velocidad progresivamente hasta 6 o 7. Después he amasado la masa unos 4 minutos a velocidad "espiga". He picado un poco de romero fresco y lo he añadido a la masa, mientras se amasaba un momento mas (pongamos 1 minuto).

He dejado que la masa creciera durante unos 30 minutos, hasta más o menos ha doblado su volumen, en la Thermomix parece que vaya a salirse, por arriba.

He preparado dos versiones, una con bandeja de las típicas de bizcocho y una con un molde de Plumcake. En los dos casos he recubierto los recipientes de aceite con las manos, para que después no se pegase la masa. Aprovechando que tenía las manos aceitosas, he cogido con ellas la masa, ya que así no se pega a los dedos y facilita mucho la manipulación; la he repartido entre los dos recipientes, aplastándola para cubrir bien todo el fondo de los moldes.

Solo faltaba ya añadir las aceitunas, las he puesto por encima cortadas a trocitos, apretando un poco con el dedo, para que se hundieran en la masa. Luego al horno a 200 grados, durante unos 30-35 minutos, y ya está hecha la focaccia.Ha salido muy buena, la prueba es que había bastante, y ha durado muy poco en la mesa.
La comida de hoy, ha servido para recargar nuestra motivación y coger fuerza para saltar así por encima de los muros, que nos impiden algunas veces hacer bien nuestro trabajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada