Jengibre


Despues de mi curso de cocina, no puedo vivir sin jengibre en la cocina. No es que lo use mucho pero en cuando en una verduleria lo veo, siempre compro un trozo.

Hoy lo he usado para animar una ensalada, cortado como en mini bastoncitos, tipo cerillas, por encima de una ensalada de lechuga, le ha dado un toque especial, un toque de frescor.

Luego he visto que el trozo que me quedaba tenía la apariencia de una persona sin cabeza, y le he hecho esta foto.

El jengibre se usa en cocina para muchas cosas, yo creo que aunque en sabor no se parece en nada al ajo, al ser de una intensidad aromática parecida, puede sustituir o acompañar a este en varias preparaciones.

2 comentarios:

Blai Monegal dijo...

"...tenía la apariencia de una persona sin cabeza" ¡Qué macabro! ;)

Anónimo dijo...

Ahora solo falta que le guste a tu mujer, y así puedes hacer gengiblanco

Publicar un comentario en la entrada