Arroz perfumado con tomillo



Una de mis hierbas aromáticas preferidas es sin duda alguna el tomillo.

Curiosamente se usa en todo el mundo, yo pensaba que era algo muy mediterráneo, pero está en las cocinas de todas las casas, al menos en Europa. Me sorprendió verlo que lo usaban en Dinamarca o en Suecia.

En inglés se llama thyme, y es otra curiosidad, porque en Valencia lo llaman timonet, que se le parece mucho, vaya que es claramente de la misma raiz.   

Antes cuando usaba el tomillo, thyme, timonet o farigola, para perfumar por ejemplo un simple arroz hervido, mis hijos se quejaban siempre de que se encontraban las molestas ramitas en el arroz.

Ahora, para evitarlo uso un huevo de estos de hacer el te (ver foto, ampliar clickando sobre ella), pongo dentro el tomillo, lo sumerjo en el arroz mientras éste se cuece y así le doy al arroz un puntito de tomillo sin encontrarme luego las pequeñas y molestas ramitas.

Os animo probarlo, ya que el truco vale la pena, y no es necesario que os diga que se puede utilizar para más cosas. Entonces si no es necesario por que lo digo ...

1 comentario:

Anónimo dijo...

Buena idea. Voy a probarlo.

Publicar un comentario en la entrada