Helado rápido

Desde hace ya un buen tiempo, tengo siempre un par de cubiteras en el congelador. Hasta aquí diréis pues vaya información, que interesante… La gracia está en que las cubiteras en cuestión en lugar de agua, están llenas de leche.

Las utilizo para hacer helados de cualquier cosa, en cualquier momento. Es muy sencillo pongo en la Thermomix, los cubitos de leche, con mermelada o con fruta natural y tengo rápidamente un estupendo helado de fruta. Lo he probado con fresas, mermelada de fresas, con mango y con plátano.

Las medidas son un poco a ojo, para los 4 de casa (mi mujer y mis dos hijos), pongo una cubitera de leche, supongo que será de unos 300dl, y fruta hasta que coja el sabor y el color deseado, luego un poco de azúcar, aquí también un poco prueba y error, podríamos decir que rectificamos de azúcar, y si la fruta es muy madura y queda muy dulce un chorrito de limón, o sea que rectificamos de limón.

En una ocasión hice un helado de fresas y como no tenia limón y quedaba demasiado dulzón, le puse un poco de vinagre de Modena, recordando unas fresas maceradas en vinagre que hacía un amigo, el resultado fue excelente.

Sin Thermomix o similar, también puede quedar bien pero deberéis esperar a tener los cubitos más descongelados, y no conseguiréis la textura de helado profesional, que se consigue con la Thermomix dándole caña al máximo durante un par de minutos. El resultado es realmente sorprendente. Y podéis hacer un helado en cualquier momento, solo basta tener dos cubiteras en la nevera.

He visto otra opción, que es en lugar de leche normal, utiliza leche evaporada, he encontrado una receta en la que aconseja un bote de leche evaporada y 400 gr. de fruta. Otro truco es congelar la fruta, que está apunto de pasarse, y a la hora de hacer el helado echar la leche de la nevera, es cuestión de probar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada