Pastel de Chocolate


Comenté el otro día que después de hacer con mi hijo Fresas con chocolate, nos sobró chocolate y como ya estaba derretido, decidimos aprovecharlo para hacer un pastel.

Cocinando con niños, es interesante buscar cosas que no necesiten fuego, en este caso ni siquiera horno, con lo que se simplifica el trabajo y se minimiza el riesgo.


Les expliqué que aplicaríamos la técnica de los albañiles utilizando el chocolate como si fuera cemento, y el pan de molde, como ladrillos. De esta manera montamos este trozo de pared, con pan de molde cortado en cuartos y mojado en leche con Colacao, y con chocolate derretido.

Para el chocolate, utilizamos el Nestle postres, al que le añadimos un poco de leche (poca para que se haga duro como el cemento al enfriarse), y mantequilla para conseguir brillo.

Estaba bueno, y sobretodo fue divertido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada