Ketchup con ThermoMix


A mi me gusta el Ketchup, que le vamos a hacer. Unas patatas fritas o una tortilla de patatas con un poco de Ketchup me parecen geniales. Como en todas las cosas, hay Ketchups y Ketchups, a mi de los comerciales el que me gusta más es sin duda el de la marca Heinz.

A mi me gusta la cocina, y no me veo haciendo un plato un poco elaborado y echándole después ketchup, de hecho solo me gusta en los dos casos citados anteriormente, ambos con patatas. En una revista de cocina con ThermoMix, he encontrado la solución, una receta de esta conocida salsa de tomate. Claro poniendo en una receta elaborada un Ketchup casero la cosa cambia.

Ketchup casero

Ingredientes
1 Kg de tomates
150 gr. de tomate deshidratado
1 cuch. de cafe de Sal
2 cuch. soperas de salsa Worcestershire
1 cuch. sopera de vinagre de Jerez
3 clavos de olor
1 cuch. de café de pimienta (5 bayas)
1 cuch. de café de nuez moscada
1 cuch. de café de canela molida

Preparación
Lavar bien los tomates y ponerlos en la Thermoxi (o en otro recipiente para luego triturarlos) cortados en cuartos con la sal, Triturar muy bien (con la Thermomix, hacerlo a velocidad progrssiva 5 7 9 durante al menos 1 minuto).

Añadir los tomates deshidratados cortados en tiras (antes los habremos tenido 10 minutos en agua) y programar 30 minutos temperatura 90 grados y velocidad 2 y medio.

Añadir el resto de los ingredientes y programar 20 minutos más a la misma temperatura y velocidad. Dejar enfriar completamente. En función del agua que lleven los tomates quedará más espesa o menos. Si resulta demasiado espesa, se puede añadir agua y batir enérgicamente un momento. Si en cambio resulta demasiado clarita, bastará con añadir 1 o 2 cucharadas de maizena (harina fina de maíz ), y programar 5 minutos y velocidad 2 y medio. Para evitar las pepitas se puede pasar por un pasapurés, pero creo que así quedará más auténtica.

Por si la haces sin Thermomix, la velocidad 2 y medio equivale a remover con la cuchara.

Suerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada