Helado de mandarina

Este helado es muy sencillo de realizar, la gracia está en presentarlo en la propia cáscara de la mandarina, que además de quedar curioso, desprende los aromas de la piel de la mandarina cuando la comes.
A mi me gusta especialmente, porque tengo la suerte de tener en casa de mis padres, un árbol de una variedad antigua de mandarinas, con un perfume especial (recuerda a los caramelos de mandarina). El problema es que tiene multitud de pepitas, por lo que es difícil encontrarlas en los mercados.

Como sabéis, tienden a ofrecernos frutas sin pepitas y quizás más bonitas y más grandes, aunque perdamos en aromas, yo personalmente estoy seguro que es un error, el 99% estaréis de acuerdo, el 1% restante, es como los dentistas que aconsejan chicles con azúcar.

Para realizar el helado, empezamos seccionando (cortando) la parte superior de la mandarina, a una altura de unos 4 /5 de la misma, y sacamos por arriba toda la pulpa de la fruta, es bastante costoso, se hace más sencillo haciendo el agujero más grande, por ejemplo a 3/4. Reservamos las dos partes de la piel de mandarina, una hará de tapa y la otra de recipiente posteriormente

Trituramos la pulpa obtenida (pepitas incluidas) hasta conseguir una pasta, que pasamos por un Chino. El jugo obtenido lo medimos y mezclamos la misma cantidad de nata liquida que de zumo. El azúcar lo añadimos a gusto, (poner y probar), no me atrevo aquí a poner una cantidad de azúcar porque dependerá mucho de las mandarinas que utilicéis.

Si no tenemos heladera, conviene ponerlo en un cacharro en el congelador y cada hora sacarlo y removerlo bien, para romper los cristales que se forman, pasadas unas2 3 horas, rellenaremos las mandarinas con esta pasta aun no congelada del todo. Si guardamos las dos partes de las mandarinas, la podremos cerrar. Si la piel de la mandarina que utilizamos no es muy aromática, podemos servirlo en otro recipiente. En este caso yo aconsejo poner la preparación en cubiteras y de allí a la thermomix (o similar) con lo que conseguiremos una textura casi de restaurante. El que disponga de una Paco Jet, que aproveche.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

esta receta me interesa y quiero hacerla pero,no estan idicadas las medidas ni la cantidad.
me las podriais decir?porfavor
gracias

Maurici Serra dijo...

Apreciado "Anónimo",

hay que poner la misma cantidad de nata que de mandarina. Si tenemos 500 ml de zumo-pulpa de mandarina, también 500ml de nata.

El azúcar no sabría decirte, hay que ponerle y probar sabiendo que al estar frió se nota menos el sabor. Para el ejemplo que te he dado de 500´500 yo probaría con unas 6 cucharadas soperas de azúcar y luego probaría, hay mandarinas mas dulces que otras.

suerte

Anónimo dijo...

se puede partir a base de una crema inglesa aromatisada con zest de piel de mandarina???

Maurici Serra dijo...

seguramente, pero aunque hay que probarlo, yo no lo he hecho

saludos

Publicar un comentario